Santisima Virgen de la Angustia


Virgen AngustiaLa advocación de Angustia, con la que se venera esta Imagen, se decidió en los primeros años fundacionales. Ya en el 1.924, año de la fundación de la Hermandad, tuvieron lugar una serie de reuniones en las cuales se estableció que la advocación de la que sería Virgen titular, por sugerencia del capellán de la Universidad, D. Miguel García Miranda, fuera la de la Angustia. De hecho en el texto de la convocatoria del Cabildo Fundacional y en el Estatuto Fundacional ya se recogía esta advocación.

Según el referido Capellán a la Stma. Virgen debía corresponderle la advocación de la tercera de las angustias de María que, en la práctica devocional de contemplar sus angustias, se corresponde con la que sufrió al presenciar la muerte de su Hijo.

En consecuencia, y tras la bendición en 1.942, la talla de Astorga perdió la advocación de “Dulce Nombre de María”, con la que había sido venerada en la extinguida Cofradía del Despedimiento de Cristo o de los Pescadores, para pasar a titularse tal y como se conoce en la actualidad.

Historia

Figurando en el Cabildo Fundacional la advocación de “Virgen de la Angustia” como uno de los titulares de la Hermandad, uno de los objetivos primordiales de los hermanos fundadores fue encontrar una Imagen a la que dar culto público. Durante los primeros años de actividad una Dolorosa donada por un hermano cumple esa función.

Bendición Virgen Bidón

Bendición Virgen de la Angustia de Antonio Bidón (1931)

En 1.930, y tras diversas gestiones infructuosas con otras Hermandades, Heliodoro Sancho Corbacho (por aquel entonces prioste) dio cuenta del acuerdo alcanzado con el escultor D. Antonio Bidón Villar para que, de forma gratuita realiza “un rostro y manos de tristeza de Nuestra Señora de madera de cedro y tamaño natural a mi costa. Con la mirada elevada al cielo en toda perfección, y hecho el encarnado de la Imagen por mi mano”. (Contrato de 29 de Junio de 1.930). El artista la representó de edad madura, y expresión de dolor dramático. Tras la aprobación de los Hermanos, la nueva imagen fue bendecida por el Cardenal Ilundain en Marzo de 1931. Aunque los textos coetáneos reflejan la aceptación generalizada de la Dolorosa por parte de los Hermanos, nueve años más tarde sería sustituida por no considerarse idónea al fin pretendido. (Según la carta dirigida a los hermanos en 1.942 por el Hermano Mayor “no producía esa emoción interior, ya fuera individual o colectivo, que surge necesariamente de la contemplación devota de la Imagen.”)

Virgen Angustia 1942De esta forma se inició una nueva búsqueda que concluyó con la propuesta realizada por D. José Hernández Díaz para que se adquiriera la Virgen del Dulce Nombre de María, propiedad de la Hermandad del Despedimiento de Cristo, Santísimo Cristo de las Virtudes y Dulce Nombre de María, que hasta su extinción radicaba en la Iglesia Parroquial de San Isidoro. Según el autor de la propuesta “Dicha Imagen en nada desmerece de las demás Cofradías de Sevilla. Que tiene en su rostro una expresión de dolor que puede corresponder al título de Angustia perfectamente… siendo digna artísticamente de figurar al lado de nuestro amantísimo titular.”

El día 9 de Abril de 1.942 el Hermano Mayor dirigió una carta a la máxima autoridad eclesiástica en la que solicitaba la iniciación de los trámites oportunos para conseguir la cesión de la Imagen “a fin de tributársele el culto debido tanto interno como externo”, y tras varios meses de dilación (al no haberse podido reunir la Junta de Bienes) el Arzobispado dio su beneplácito a la cesión, que se formalizaría a cambio de 2.000 pesetas (cantidad en la que fue previamente tasada por los Sres. Rivera García y Hernández Díaz) más 500 en concepto de limosna. Esa cantidad fue sufragada gracias a desinteresadas donaciones de los Hermanos.

Virgen 1942El día 1 de Octubre de 1.942, previa entrega de la precitada cantidad, la Santísima Virgen fue trasladada hasta la Iglesia de la Anunciación, donde fue recibida por la Junta de Oficiales y el Rector de la Universidad, y el domingo 22 de Noviembre de 1.942 fue bendecida bajo la advocación de Virgen de la Angustia. De ésta forma (y en palabras del Hermano Mayor) quedaban los titulares “completados a modo real y artístico, y antes que nada religioso, moviendo a la verdadera devoción a sacrosanto misterio de la tragedia del Gólgota”.

El 16 de Abril de 1.946, Martes Santo, la Santísima Virgen realiza su primera salida procesional con la Hermandad, aún cuando ya con anterioridad lo había hecho, 1.817-1.820 con la precitada Cofradía de los Pescadores. El paso de Palio, diseñado por D. Joaquín Castilla, y que ya empezaba a vislumbrarse, en mucho distaba del antiguo palio de terciopelo negro sostenido por doce varas de madera pintada que en las anteriores ocasiones había utilizado en la cofradía del Despedimiento de Cristo, corporación que encargó a Juan de Astorga la talla de esta dolorosa.

Virgen altarLa Dolorosa preside en la actualidad altar propio en la nave derecha de la Capilla de la Universidad, de estilo neobarroco, fue ejecutado en los talleres de Guzmán Bejarano de esta Ciudad, y bendecido en el año 1999, con motivo del LXXV aniversario de la fundación de la Hermandad. Anteriormente esta Imagen presidía el altar destinado hoy a la Virgen de los Remedios, primera Titular que tuvo la Capilla de la Antigua y Real Fábrica de Tabacos hasta la llegada de la Hermandad de las Cigarreras a dicho templo.

Resulta relevante destacar que desde su adquisición la Santísima Virgen ha sido sometida a diversas restauraciones, siendo las mas importantes las efectuadas en 1.951 por José Rivera y en 1985 por Luis Álvarez Duarte y en el año 2.013 por el profesor Arquillo.

Descripción

VirgenLa imagen está atribuida al artista malagueño Juan de Astorga, quien la realizaría en el año 1.817, según los testimonios de la época. No en vano, presenta un notable parecido con otras imágenes documentadas del escultor archidonense como la Virgen de la Esperanza (Trinidad), Presentación (El Calvario) o las imágenes secundarias de la Hermandad del Santo Entierro de Sevilla.

Determinados datos históricos avalarían dicha autoría, aún cuando sin la certeza necesaria, toda vez que los archivos de la Hermandad que realizó el encargo se perderían pocos años antes de su extinción. Como quiera que sea, la Imagen posee la fisonomía propia de todas las tallas del artista, impregnada del romanticismo que le confiere una belleza joven e idealizada, y un fuerte contenido espiritual que parece sumergir a las Dolorosas en un dolor que parece evadirle del mundo terrenal que les rodea.

santisima-virgen-estudiantes5Sus rasgos más característicos son el rostro magníficamente dibujado en óvalos de gran delicadeza, cejas rectas y finas, párpados caídos por el dolor, nariz recta de perfecto dibujo y delicadas manos que terminan en finos y elegantes dedos.

De 1´64 cm., la cabeza de la Virgen se inclina hacia la derecha, mientras su boca, entreabierta, permite apreciar sus dientes en un gesto de llanto desconsolado. Cinco lágrimas, tres en el lado izquierdo y dos en el derecho, caen por sus sonrojadas mejillas.

VirgenTras una primera restauración en 1944 por José Rivera García, sufre diversas intervenciones. En 1951, José Rivera García coloca clavijas nuevas en los brazos y repone las pestañas con pelo de malta. En 1981, Rircardo Comas, catedrático de la Facultad de Bellas Artes, le coloca de nuevo un juego de pestañas y lágrimas. En 1985 Luis Álvarez Duarte le reconstruye el ojo derecho, le coloca pestañas nuevas, le quita los repintes existentes en la parte del nacimiento del pelo y frente, que no son originales, realiza un nuevo candelero y retoca el busto. En 1997, Juan José Lupión, que con anterioridad había restaurado las manos, hace otro tanto con la articulación del hombro y el codo. En 1981, Ricardo Comas repone las pestañas y las lágrimas, siendo repetida esta actuación en 1986 por Luis Álvarez Duarte. En 2.013 el profesor Arquillo realiza una limpieza integral de la Imágen, consolidación de su estructura, sustitución del candelero lo que constituye la más importante restauración que ha sufrido la Imágen.

GALERÍA GRÁFICA