Identificación

Escudo de la Hermandad

EscudoEl escudo fue creado en el primer Cabildo General, configurándose con el que poseía la Universidad en aquel momento, coronándolo con la tiara pontificia. En 1930 se le incorporó la Cruz de Jerusalén. En las reglas de 1955 aparece por primera vez una descripción del Escudo, donde se describe diciendo: “el propio de la Universidad, consistente en dos escudetes ovales, el de la derecha con la representación del sol con la faz humana nimbada de rayos y debajo la leyenda ‘Perfundet omnia luce’, y el de la izquierda con la imagen de Santa María de Jesús sobre nubes con un ángel a cada lado en la mitad superior, y en la inferior las armas de Sevilla constituidas por San Fernando, representando en forma mayestática, teniendo a sus lados a los arzobispos San Leandro y San Isidoro. Sobre estos escudetes y a modo de cimera, lleva la tiara y las dos llaves que aluden al título de Pontificia que ostenta la hermandad y debajo de ellos la Cruz de Jerusalén indicadora de que participa de las gracias concedidas a la basílica romana de dicho título”.

Dscn2914En las reglas de 1978 se establece que el escudo, que permanece invariable, será el motivo principal del estandarte. En 1988 se añade a la descripción del escudo que entre los dos escudetes vaya la cruz patriarcal. El estandarte se configura en las reglas como una “bandera de terciopelo morado, recogida por un cordón de oro con borlas, alrededor de un asta rematada por una Cruz Patriarcal, que lleva bordado en el centro de su diagonal el escudo de la Hermandad”.

Títulos de la Hermandad

La Hermandad se denomina “PONTIFICIA, PATRIARCAL E ILUSTRÍSIMA HERMANDAD Y ARCHICOFRADÍA DE NAZARENOS DEL SANTÍSIMO CRISTO DE LA BUENA MUERTE Y MARÍA SANTÍSIMA DE LA ANGUSTIA”

Respecto a los términos de hermandad o cofradía, en las reglas de 1988 se señala que en los orígenes históricos, estas asociaciones recibían dichas denominaciones. Respecto al resto de los títulos, los títulos de Pontificia e Ilustrísima se empezaron a utilizar tras acordarse por unanimidad su petición en Cabildo General Ordinario el 26/11/1924, sin que haya constancia de que se hubieran hecho gestiones para su obtención.

Bula pontificia 1931En 1930 fueron solicitados al Arzobispado el uso de los títulos de Archicofradía Pontificia. Tras la respuesta del Arzobispado, la Hermandad tramitó las preces a la Santa Sede, con las que fueron concedidos por S.S. Pío XI el 24 de febrero de 1931. En lo referente al título de Ilustrísima, también fue utilizado desde sus inicios, pero no hay constancia de su solicitud o concesión.

100_0702El título de Patriarcal es consecuencia de las relaciones establecidas entre la Cofradía y el Cabildo de la Catedral, a raíz de la autorización de éste para que pudiera celebrar los Quinarios en la Catedral. En correspondencia a esta decisión, la Junta de Oficiales acordó nombrar al citado Cabildo, hermano de honor, solicitando formalmente, a finales de los setenta, la carta de Hermandad Capitular. Esta petición fue aceptada por el Cabildo de la Catedral, añadiéndose en septiembre de 1978 en el escudo de la Hermandad la Cruz Patriarcal.

Como fruto de las gestiones para la obtención de los títulos de Pontificia Archicofradía, desde el 12 de marzo de 1930, también se consiguió de la Santa Sede el diploma de agregación a la basílica de la Santa Cruz en Jerusalén de Roma, concedido por la Piadosa Archicofradía de la Santísima Cruz. A raíz de esto se permite disfrutar de las indulgencias y gracias que le han sido concedidas por diversos motivos. La Hermandad también intentó ser declarada oficialmente como Universitaria, pero su solicitud al Ministerio de Instrucción Pública el 1 de abril de 1927 no fue aceptada por tratarse de una asociación religiosa sometida a la jurisdicción canónica, no pudiendo reconocérsele un carácter administrativo.

Medalla

Enmarcado en un ovalo, con profusa decoración ornamental, “la medalla de esta Hermandad reproduce el rostro en relieve del Santísimo Cristo de la Buena Muerte, con cordón morado, y deberá ser portada por todos los miembros de la misma en los actos de culto de la Hermandad y demás actos corporativos de carácter religioso” (Regla 8ª).