Contestación del Martes Santo al plan del Consejo

Foto: Jaime Rodríguez

Las hermandades del Martes Santo consideramos “inviable” la propuesta de configuración de la jornada presentada el pasado 24 de enero por el delegado de día en el Consejo de Cofradías, Daniel Perera, para la próxima Semana Santa. Así se lo hemos trasladado en un escrito de 20 folios en el que se recogen pormenorizadamente los innumerables inconvenientes y desajustes incluidos en ese plan y que creemos invalidan a todas luces la propuesta.

Dos son los inconvenientes técnicos que hacen inviable esta propuesta: el cruce en la Puerta de Jerez de nuestra hermandad y la del Cerro (primero obligando a nuestro cortejo a procesionar a velocidades absolutamente inasumibles y luego sometiéndolo a un parón de más de una hora) y el cruce en la Plaza del Triunfo de las hermandades de La Candelaria y Santa Cruz, donde se produciría un parón de 20 minutos de la primera a la segunda.

Precisamente el plan del Consejo traslada al triángulo Puerta de Jerez/Plaza del Triunfo/Postigo el punto negro que hasta 2017 constituyó la zona de Francos/Cuesta del Rosario/Alfalfa. Por esta zona pasarían, casi sin solución de continuidad, siete cortejos ya sea en sus itinerarios de ida o de vuelta. Cualquier incidente o retraso en este sector crea honda preocupación y temor entre las hermandades del día.

A ello hay que sumar que la propuesta del Consejo fuerza los horarios para darle la apariencia de impecable sin tener en cuenta las singularidades, dignidad e idiosincrasia de los distintos cortejos. En este sentido, se incumple el requisito de que ninguna cofradía esté en la calle más allá de las 2.30 horas. Según el estudio de las distintas diputaciones mayores de gobierno, la hermandad del Dulce Nombre entraría a las 3.20 horas, nuestra hermandad terminaría su traslado a la Capilla Universitaria por encima de las 2.30 horas y si la hermandad de los Javieres realizara el recorrido propuesto por el delegado de día lo haría a las 2.50 horas. Estos desfases horarios afectan igualmente, aunque en sentido contrario, a la hermandad de San Esteban, cuyo paso de palio entraría realmente a las 21.15 horas, 85 minutos antes que en el horario planteado por el Consejo, y simplemente porque se les invita a ralentizar el ritmo de la cofradía “a conveniencia”.

Por todo ello, las hermandades del Martes Santo hemos invitado al Consejo a repetir la configuración de 2018 para, una vez pasada la Semana Santa, sondear soluciones novedosas donde las cofradías no circulen una tras otra y donde se busque la alternancia tanto en la entrada y acceso de los cortejos a la Carrera Oficial.

Próximamente se informará a los hermanos de todas las gestiones llevadas a cabo por la hermandad para que nuestra estación de penitencia revista un mínimo de dignidad y los esfuerzos realizados por mantener unos horarios, unos ritmos y un recorrido que no perturben a nuestros hermanos en su encuentro con Dios.

(Se acompaña el estudio realizado por las hermandades del Martes Santo demostrando la inviabilidad de la propuesta planteada el pasado 24 de enero como alternativa al Martes Santo de 2018; el cronograma con los horarios “reales” realizado a partir de la propuesta del Consejo; y un vídeo con la situación “real” de los cortejos cada 15 minutos).